Hace unos cuatro años comenzaba con la nueva etapa de mi blog. Además del cambio de imagen y de soporte tecnológico, abandonaba como tema casi exclusivo el voluntariado y me centraba al impacto de las nuevas tecnologías en la participación, los procesos en las organizaciones, los nuevos modelos de planificación, las nuevas formas de comunicación… Y en eso andábamos cuando llego la llamada Primavera Árabe (Tunez, Egipto: Otro ejemplo del poder de las multitudes), y adquiría un gran protagonismo una cosa llamada Wikileads (WikiLeaks: El poder esta en los ciudadanos), que era capaz de poner muy nerviosos a los gobiernos de todo el mundo. Algo parecía que estaba cambiando.

Aquello que llevaba un año estudiando y analizando para mi tesina del Master de Consultoria y procesos de desarrollo organizativo, parecía hacerse realidad. La inteligencia colectiva, el poder de las multitudes, las organizaciones en forma de red, las nuevas formas de comunicación se mostraban ante nosotros.

Y en esto llego el 15M, la spanishrevolution. Sin que nos diéramos cuenta, casi por la puerta de atrás, algo cambio. A unas pocas paradas de metro de mi casa, algo menos de 20 minutos, podía ver, tocar, participar, en aquello que llevaba algún tiempo planteando a nivel teórico. La teoría había saltado del LibreOffice a la realidad.

Realmente aquellos fueron días de poco análisis, pero si de vivencias, emociones, sorpresas, muchas fotografías y sobre todo largas horas pegado a twitter. Sinceramente yo no podía creer lo que estaba ocurriendo. No pensaba que se pudiera llegar a esa magnitud, a esa forma de organización, aparentemente perfectamente engrasada. Pero esta allí, delante de mi.

Después llego el momento de la reflexión y el análisis, de ir analizando toda la información de esos días, de ver realmente que había ocurrido, de ir viendo como evolucionaban los acontecimientos en el ámbito, político y social, sobre todo en el ámbito político,en contra de lo que yo pensaba en aquel momento, que creía que tendrían un gran impacto en el tercer sector. Vinieron reflexiones como Enseñanzas organizacionales de spanishrevolution o Aprendizajes para el voluntariado de spanishrevolution. También muchos artículos, que de una u otra forma tomaban como referencia la experiencia del 15M, como la participación en el proyecto colectivo #ParadigmáTIC@s.

Todo el análisis de la experiencia del 15M fue recopilado en Hacia una ONG 2.0: Cambiar o morir. Tesina del posgrado Redes sociales e intercambio de conocimiento. Realmente las ONG ni han cambiado mucho, ni han muerto, como adivino no tengo precio. Pero si es cierto que existe un ámbito donde si se han producido grandes cambios. En el ámbito político. Lo que yo esperaba que ocurriera en las ONG, esta ocurriendo, muy a su pesar, en algunos casos, en los Partidos Políticos. Existe una nueva forma de hacer política, nuevos modelos de partidos, y los clásicos se están viendo obligados a cambiar. La ciudadanía reclama otra forma de hacer política, reclaman otros temas en la agenda política, como analizamos en forma de cuento en La actualidad de la caverna. Y aparecen otros modelos de partidos, herederos, al menos del espíritu, de aquel 15M, como analizamos en Podemos. Es el modelo organizativo, estúpido.

Estoy escribiendo este post el mismo 15M, cuatro años después, no quería hacerlo unos días antes. Estamos a una semana de las elecciones autonómicas y municipales, el panorama político es muy incierto, con los margenes que dan las encuestas podemos tener cualquier resultado. Pero sea cual sea el resultado, alguien en este país, honradamente puede decir que lo ocurrido a partir de aquella tarde del 15 de mayo, hace ya cuatro años, no ha tenido nada que ver.